Archive for the ‘HIERBAS Y ESPECIAS MEDICINALES’ Category

Té Rooibos

Rooibos (Aspalathus Linearis) es el nombre que recibe una planta sudafricana que en el idioma afrikáans significa arbusto rojo. También se la conoce como Te rojo o Te Rooibos pero realmente no es la planta del Te.

Es ligeramente dulzón (no contiene azúcar, pero su sabor parece recordarlo) y no posee cafeína ni alcaloides semejantes. Así pues pueden tomarla tanto niños como gente nerviosa o con hipertensión. Se emplea en el tratamiento de las alergias ya que actúa como un antihistamínico natural suave y sin llegar a producir somnolencia. En algunos casos se han realizado investigaciones acerca de inhibición de tumores en laboratorio así como efectos antimutagénicos.

Propiedades del Rooibos

Con el «Té» Rooibos podemos elaborar una infusión de saber muy agradable, es ligeramente dulzón y sin cafeína.

  • De gran ayuda en el tratamiento de las alergias: realmente actúa como un antihistamínico natural suave y sin producirnos somnolencia.
  • Trastornos digestivos e intestinales: rooibos es una planta con efectos muy beneficiosos ante la diarrea, estreñimiento, gastritis, dolores de estómago, vómitos o nauseas. De hecho, mejora la mayoría de problemas gastrointestinales.
  • Dientes sanos: su contenido en Calcio, Magnesio y sobre todo Fluor hacen del Rooibos una planta ideal para nuestros dientes. Las personas con tendencia a las caries se beneficiarán si cambian las bebidas azucaradas por el «Té» Rooibos.
  • Huesos sanos: el Calcio, el Magnesio y el Fluor también nos ayudarán, por supuesto, a cuidar nuestros huesos. Cambiar el café por esta infusión puede ser un buen hábito en la mayoría de los casos.
  • Efecto antioxidante y antirradicales libres: su aporte de nutrientes antioxidantes como la vitamina C, los Flavonoides, el Superóxido-dismutasa y la Quercitina ayudan a combatir los radicales libres que son los principales responsables del proceso de envejecimiento, del estrés y de muchas enfermedades.
  • Bebida para los deportistas: precisamente ese efecto antioxidante junto a su aporte multimineral lo hacen al rooibos ideal para los deportistas que quieren reponer las sales eliminadas durante el ejercicio. Colabora, pues, a combatir la acidez que causa en nuestro cuerpo el ejercicio excesivo.
  • Problemas de la piel: la mayoría de los problemas cutáneos como eczemas, picazones, costras, dermatitis del pañal, irritaciones, alergias y urticarias suelen mejorar con la tomade rooibos. Su carácter antioxidante es el responsable.
  • Boca y garganta: muchos problemas bucales como las molestas Aftas, dolores de garganta, gingivitis o faringitis suelen mejorar con su toma. También pueden realizarse gargarismos.
  • Buen efecto remineralizante: es una forma extra de reforzar nuestro organismo con minerales como Potasio, Calcio, Hierro, Magnesio y Zinc.
  • Ayuda a perder peso: el rooibos nos ayuda a equilibrar los niveles de Potasio y Sodio, a fin de que no hagamos retención de líquidos. Su efecto diurético es suave pero eficaz.
    Por otro lado, si nos ayuda a combatir el estreñimiento y las malas digestiones es lógico que nos notemos más deshinchados.
    Es por eso que sea un buen aliado en las dietas para adelgazar y en cualquier plan contra la obesidad.
  • Espasmos y cólicos infantiles: por sus propiedades antiespasmódicas que tiene el rooibos, se ha demostrado su utilidad para aliviar los habituales cólicos infantiles. La variada composición en minerales supone un complemento ideal a la dieta infantil.
  • Equilibra el sistema nervioso: por un lado tenemos que el rooibos no es excitante, ya que no contiene cafeína, y por otro lado es rico en minerales como el Magnesio, de gran importancia para el sistema nervioso.

Preparación y Conservación

  • Calentar agua hasta la ebullición.
  • Poner una cucharada de postre de rooibos por taza en la tetera.
  • Verter agua y dejar reposar entre 2 y 5 minutos las variedades sin aromatizar, y de 5 a 6 minutos los de sabores.
  • Filtrar. El rooibos tiene una hoja estrecha, así que necesitaremos un colador muy fino.

Se puede tomar frío, caliente, solo o aderezado con azúcar, miel o limón. También es posible infusionarlo en leche. Para su conservación, lo más adecuado es que esté en un recipiente hermético y oscuro. Se mantiene perfectamente en estas condiciones durante 6 meses, a partir de los cuales comenzará a perder sabor y aroma.
Compartirlo


El Ajo

Son muchas las propiedades medicinales que desde siempre se le han asignado a esta planta, originaria del centro de Asia.

El ajo, es considerado, uno de los vegetales curativos, más importantes. En los últimos años, se le ha estado dando, mucha más importancia y difusión a este vegetal, y a tratar de educarnos para estimularnos en su consumo, brindándonos mucha más información sobre todas sus propiedades y sobretodo, como actúa, como medio preventivo y curativo en las distintas enfermedades. Por lo tanto, una vez recopilada esta información, de muchos artículos leídos, en distintos textos y revistas que consideramos serios, creemos que lo importante, no es tenerlas guardadas, sino difundirlas lo más posible, para que éstas informaciones y conocimientos puedan servir, a su vez de ayuda a todo aquél que la necesite.

El ajo, ayuda a prevenir y curar todas las enfermedades de las vías respiratorias.

Se utiliza para eliminar parásitos y en estos casos el jugo del ajo es uno de los mejores remedios, y aún en las especies difíciles de expulsar, se obtienen resultados sorprendentes.

Ayuda a quienes padecen de ácido úrico y actúa como protector en la calcificación de las arterias. Previene la hipertensión y la mala circulación, ya que tiene una acción hipotensora.

Es estimulante, diurético y expectorante. El ajo ayuda a eliminar los viejos residuos que van quedando en el organismo, sus enzimas favorecen una buena síntesis de los ácidos grasos, ayudando a bajar el colesterol malo o LDL.

Tiene un alto contenido de fósforo y de azufre, por eso se destaca como un sedante especial para los nervios.

Aconsejan comerlo crudo ya que cocido pierde más del 90% de su efectividad.

El ajo produce mal aliento y transpiración desagradable, sólo por un corto período de tiempo, es decir mientras se expulsan las toxinas acumuladas en el organismo, una vez liberadas éstas, ya no se despide mal olor, ni en el aliento, ni en la transpiración, ni siquiera en la orina y las deposiciones. Esto es debido a que ese olor desagradable que se atribuyen a los ajos, no es debido a los ajos propiamente dicho, sino a las toxinas acumuladas en el organismo que, al combinarse con los activos principios eliminadores del ajo, despiden ese olor desagradable.

Esto se puede entender fácilmente con este ejemplo. Una persona que practica una alimentación sana y natural, donde el ajo ocupa un lugar preferencial, no desprende ese olor tan desagradable que se le atribuye al ajo, pero sí ocurre esto, en aquellas personas que comen ajo, pero a su vez continúan una mala alimentación, en base a alimentos ricos en grasas, embutidos, bebidas alcohólicas, etc. En estos casos lo que sucede, es que el ajo continua constantemente, eliminando toxinas, producidas por la mala alimentación, y es justamente, la constante eliminación de estas sustancias, la que producen ese olor desagradable, no el ajo.

Podemos comenzar para acostumbrarnos, con uno o dos dientes de ajo, que lo podemos acompañar con un pedazo de pan, masticándolos bien. Luego, de a poco, aumentaremos hasta llegar a cuatro o cinco. La cantidad depende de la tolerancia de cada persona, hay quienes llegar a comer hasta una cabeza entera sin molestias y con grandes resultados.

En casos de reuma, da excelentes resultados, crudo, rallado, aplastado o picado, lo ponemos en una taza con un caldo de verduras, y lo tomamos media hora antes de las comidas.

Es muy recomendable como desinfectante, por lo tanto en caso de picarnos algún insecto extraño, podemos frotarnos con ajo crudo.

Y para finalizar, diremos, que el órgano que más se beneficia con el ajo crudo, es el corazón. Si tenemos en cuenta, que el ajo, es el gran purificador de la sangre, sacaremos como consecuencia que también es el gran fortalecedor del corazón.
Afrodisíaco y energético

Su origen está en Asia Central, pero los chinos y egipcios ya lo utilizaban en la más remota antigüedad: Alimentaban con ajos a los esclavos que construían las pirámides porque creían que el ajo les aportaba energía. También se empleó en el proceso de momificación y como moneda.

En Grecia y Roma el ajo se consideró un potente afrodisíaco y en la época medieval se usó el ajo para librarse de brujas, vampiros y malos espíritus. En otros andares, durante la II Guerra Mundial se repartía entre los soldados para que tuvieran un remedio contra las heridas.


Propiedades beneficiosas del ajo

Desde muy antiguo, el ajo ha sido utilizado en diversas enfermedades gracias a sus

El ajo crudo tiene propiedades antisépticas, fungicidas, bactericidas y depurativas, debido a que contiene un aceite esencial volátil llamado aliína, que se transforma en alicina, responsable de su fuerte olor y que se elimina por vía respiratoria. Aunque también tiene otras propiedades beneficiosas para el organismo:

  • Estimula las mucosas gastrointestinales provocando un aumento de las secreciones digestivas y de la bilis.
  • Es diurético.
  • Aumenta las secreciones bronquiales, por lo que se dice que es expectorante, desinfectante y descongestionante.
  • Su consumo frecuente provoca vasodilatación (aumento del diámetro de pequeños vasos sanguíneos; arteriolas y capilares) lo que hace que la sangre fluya con mayor facilidad y que disminuya la presión sanguínea.
  • Por todo ello, el consumo habitual de ajo es muy recomendable en caso de parasitosis intestinales, cualquier proceso infeccioso y para aquellas personas que tienen hipertensión y riesgo cardiovascular.

Por último y no menos importante recordemos que el ajo aleja a los vampiros y chupasangres, asi que a partir de ahora habrá que ir a los bancos con un collar de ajos.


Compartirlo


Aceite Esencial de Árbol de Té

El aceite del arbol de te, se obtiene de la destilacion de las hojas del arbol Melaleuca Alternifolia que es originario de Australia, los aborigenes de este pais la han utilizado por sus numerosas propiedades desde hace cientos de años.

No se le conoce ningun tipo de toxicidad, ni efectos secundarios, no irrita la piel por lo que no conlleva ningun riesgo para la salud. Como cualquier otro aceite esencial se debe evitar el contacto con los ojos, pero si esto sucediera, debera enjuaguarlos con abundante agua.

Aplicaciones en cosmética
El aceite esencial del árbol del té, como todos los aceites esenciales, tiene un gran poder de penetración en la piel, llegando incluso al torrente sanguíneo. Todos los productos cosméticos que contengan este aceite tendrán una acción regenerante de la piel, de oxigenación de las células además de efectos antisépticos y antibacterianos.

Podemos enriquecer nuestra crema con unas gotas del árbol del té: en una cucharadita de crema poner cuatro gotas o adquirir una crema que contenga esta esencia. Para realizar un masaje facial vitamínico en pieles grasas o con acné, diluir cuatro gotas en una cucharadita llena de aceite de hipérico.

Por sus propiedades es muy beneficioso utilizarlo para el acné. Para este caso es muy importante la limpieza diaria de la piel. Podemos añadir cuatro gotas en un algodón impregnado de nuestro tónico o agua floral, Lavarse bien la cara, después aplicar sobre los granitos una gota de aceite esencial del árbol del té puro.

Para las enfermedades víricas de la piel, el árbol del té vuelve a ser una solución milagrosa para no tener que quemar o recurrir a la cirugía cuando queramos eliminar las antiestéticas verrugas. En este caso siempre lo he combinado con la esencia de Limón «citrus limonum». Aplicar por la noche una gota de cada uno de estos aceites esenciales directamente sobre la verruga y taparlo con una gasita, por la mañana tirar la gasa y durante el día no hacer nada. Cada noche repetir esta operación, entre tres y cuatro semanas la verruga desaparecerá y no volverá a salir.

Para los cuidados del cabello también nos será de gran ayuda, pues regula la actividad de las glándulas sebáceas, con lo que nos servirá tanto para cabellos grasos como secos. Podemos adquirir un champú que contenga árbol del Té o utilizar un método muy sencillo que es añadir unas cuatro gotas de aceite esencial del árbol del té puro sobre la dosis de champú que nos ponemos en la mano para lavarnos el pelo.

Es un remedio muy efectivo contra los piojos. Primero nos lavaremos el cabello con nuestro champú (añadir 4 gotas a la dosis que vamos a utilizar) y luego, una vez aclarado el cabello lo peinaremos con un peine impregnado de aceite esencial para eliminar las liendres.
Si utilizamos en el lavado cotidiano un champú a base de aceite esencial del árbol del té, se estará protegido de estas plagas.

USOS

Heridas:
Aplicar unas gotas del aceite puro sobre la lesion previa higiene de la herida.

Pediculosis:
Es un remedio muy efectivo contra los piojos. Primero nos lavaremos el cabello con nuestro champu (añadir 4 gotas a la dosis que vamos a utilizar) y luego, una vez aclarado el cabello lo peinaremos con un peine impregnado de aceite.

Para infecciones ginecologicas y hemorroides:
Un baño de asiento durante 20 minutos con 10 gotas de aceite puro diluido en agua tibia.

Uñas: En el caso de hongos (micosis), uñeros y uñas encarnadas puede colocar directamente el aceite esencial sobre el area afectada.

Aromaterapia:
El aceite esencial del arbol de te fortalece el sistema inmunologico, por lo que si aromatizamos nuestro hogar a traves de difusores o sprays eliminaremos las bacterias en el ambiente.

Acne:
Para este caso es muy importante la limpieza diaria de la piel utilizando un algodon impregnado de agua y 1 gota del aceite esencial, puede aplicar un poco del aceite puro directamente sobre el barro o espinilla 1 o 2 veces al dia.

Herpes, varicela y otras enfermedades virales de la piel:
Puede ser una util solucion porque calma la comezon, inhibe la propagacion del virus, cicatriza y desinfecta, aplique diluido en aceite o en agua, si la lesion no desaparece o disminuye en un par de dias, consulte a su medico.

Aftas y abcesos dentarios :
1 o 2 veces al dia despues de realizar su higiene bucal, coloque una gota del aceite directamente, espere unos minutos y si considera necesario realice un enjuague con un poco de agua.

Veterinaria:
Para evitar las pulgas en su mascota , colocar en una esponja humeda 10 gotas del aceite y aplicar despues de cada baño, en caso de garrapatas aplicar el aceite directo sobre el area afectada.

Té Verde Koukicha

Esta variedad de Té Verde la consumo mucho ya que tiene muchas propiedades y al no contener casi teína es bastante reconfortante. Lo recomiendo para personas de todas las edades pero sobre todo a aquellas personas que como a mí nos sienta mal la teína porque somos muy nerviosos y no queremos dejar de disfrutar de una taza calentita de un buen té. Es muy bueno tomarlo en ayunas ya que aporta muchos minerales para comenzar el día.

También conocido como «té de ramitas», “de las espadas” o “de los tres años” Kukicha es el té que tiene el menor contenido en teína de todos los tes tradicionales, ya que está hecho con ramitas de los tallos de las plantas de té. Es un te procesado de manera tradicional, sin ningún tipo de aditivo ni añadidos durante el procesado.

Los productores de Kukicha administran y controlan celosamente el agua, la tierra y los arbustos, ya que según la creencia popular el té refleja en su sabor el suelo donde crece, el agua de la que se alimenta y la estación que se escoge para recolectar.

Al Kukicha se le reconoce por su sabor ligero y el aroma fresco con toques de ahumado, gusto equilibrado y un color muy claro amarillo-verdoso. Cuanto más delgadas sean las ramitas y menos verde la infusión, la calidad es más alta, y puede llegar a estar tan bien considerado como cualquiera de las variedades sencha, incluso las de calidad más alta,

El Kukicha está hecho a mano de cuatro recogidas diferentes del arbusto de té.

  • La primera recogida se hace en las plantas de tres años de edad y medio silvestres, de las que se recoge las ramitas de la parte baja del arbusto, en el otoño.
  • La segunda cosecha consiste en ramitas gruesas, que se recortan cada 10 años, generalmente en pleno invierno, porque durante el otoño y el invierno el nivel de cafeína es más bajo.
  • La tercero y las siguientes cosechas, se hacen todos los años en marzo y junio, se recogen las ramitas pequeñas y finas, y las hojas secas que maduran a colores pardos y marrones. Estas podas estimulan el crecimiento de los nuevos brotes verdes y frescos.

Después que cosechar las ramitas se cuecen al vapor para reblandecerlos, y luego se dejan secar al sol aproximadamente una semana, este tiempo varía dependiendo de la época del año en el que se recolecte.

Cuando el sol ha secado las ramitas, se colocan en sacos de papel de estraza y almacenan entre 2 y 3 años para desarrollar completamente el sabor. Este proceso se llama envejecido. Después que envejecen, las ramitas se cortan, y calibran. Las ramitas se asan por separado, según su calibre y en moldes de hierro en hornos de gas y con un movimiento circular continuo para asegura el punto correcto de asado en cada calibrado. Este paciente y ceremonioso asado desarrolla lentamente el sabor y el aroma ahumado distintivo y tan popular de Kukicha.

El Kukicha es rico en taninos naturales que ayudan en la digestión de granos, y tiene una capacidad peculiar de neutralizar los ácidos alcalinos presentes en los alimentos que consumimos en forma de conservantes, además de ser un poderoso antioxidante. Debido a sus niveles particularmente bajos de teína es considerada una bebida ideal para los niños y los adultos.

La Cúrcuma

La palabra cúrcuma, que es como la bautizamos en España, viene del árabe kourkoum (azafrán), ya que ellos creían que la cúrcuma era una variedad del azafrán.

Originaria de la India, China y Oriente Medio, se cultiva desde hace más de 2.000 años, ya que se había descubierto desde hace mucho tiempo que el rizoma, reducido a polvo, permite conservar la frescura, el sabor y el valor nutritivo de los alimentos.

Su consumo está asociado con la prevención y el control de la acidez gástrica, prevención de cálculos biliares y renales. Su efecto depurativo es beneficioso para el organismo ya que se encarga de regular los niveles de colesterol malo que afecta a nuestras arterias, además es un remedio eficaz contra la inflamación. Recientes estudios han concluido que puede ser una importante forma de prevenir la aparición del alzheimer.

Aquí en Occidente está siendo, durante las últimas décadas, objeto de muchísimos estudios con el fin de confirmar y explicar el porqué de sus propiedades.
El componente activo de la cúrcuma es la curcumina, que da además a la Cúrcuma su peculiar color amarillento.

Es muy recomendable para aliviar el dolor ya que tiene un buen poder antiinflamatorio. Las personas con artritis encuentran en la Cúrcuma un buen aliado ya que calma el dolor y favorece la eliminación de toxinas.

Ideal en la lucha contra la formación de coágulos en la sangre ya que limita la agregación plaquetaria mejorando así la circulación y previniendo la arterosclerosis.

Favorece el buen funcionamiento del hígado ya que lo protege de toxinas, disminuye el colesterol, ayuda a que la bilis sea más fluida y puede colaborar, en algunos casos, en la lucha contra la hepatitis.

Puede reducir los niveles de glucosa en los diabéticos.

Muy conveniente en inflamaciones de la boca (enjuagues con el polvo) En caso de encías muy sensibles podemos cepillarlas con un poquito de polvo.

    La Cúrcuma puede ser un buen aliado en la lucha contra el cáncer ya que

  • Favorece la eliminación de sustancias cancerosas.
  • Ayuda a nuestro cuerpo a producir sustancias anticancerosas como el Glutatión.
  • Además hemos de añadir su gran poder antioxidante (en algunos estudios se habla de que es hasta trescientas veces más potente que la vitamina E)

También podría ayudarnos en el control del crecimiento de los tumores ya que, ayuda a controlar los diferentes factores que favorecen su crecimiento.

Yo desde que la conozco la utilizo como colorante alimenticio en arroces, en purés, etc. Es muy fácil de encontrar, siempre la encontras en mercadillos, herboristerias e incluso en algunos supermercados.